Por Miguel Angel Vega Cardona

Fue otra tarde noche para olvidar por parte del Once Caldas en Manizales.

El cuadro blanco que dirige el cartagenero Huberth Bodhert lleva cuatro derrotas en forma consecutiva y juega muy mal los últimos partidos.

Ante Millonarios mejoró en cuanto a las ganas de algunos jugadores pero lució demasiado desorganizado en todas sus lineas.

El gol para la victoria azul llegó por intermedio de Elicer Quiñones quien había desperdiciado varias opciones claras de gol.

Se normalizó el Once Caldas y la preocupación vuelve a rondar a sus seguidores de cara a sus próximos partidos de la Liga Águila 1 del 2018.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com