Aunque la CRC afirma que no se revivirán estos condicionamientos de compra, el borrador del documento con la propuesta resulta ser ambiguo.

Las cláusulas de permanencia eran un recurso que antiguamente tenían los operadores de telefonía para brindar ‘descuentos’ a sus clientes en la compra de celulares, esto a cambio de que por determinado tiempo pagaran el dispositivo y además los servicios prestados por dichas empresas. Actualmente esta situación dejó de ser legal en Colombia, pero aparentemente se puede estar gestando una movida que las traería de nuevo al país.

La iniciativa señalada es una resolución promovida por la Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC) que asegura que su propuesta es la respuesta a una problemática en Colombia: el retraso del país al acceso de internet móvil. Según cifras de la entidad, solo el 48% de los colombianos tiene la posibilidad de acceder a este servicio, dato que lo posiciona por debajo del promedio del continente americano.

Lea también: El fin de las cláusulas de permanencia ha tenido un efecto positivo para el usuario, dice la CRC

En resumidas cuentas, para fomentar el acceso de los colombianos a estas tecnologías, lo que se quiere es permitirles a los operadores hacer descuentos y demás promociones para que el precio de estos dispositivos, por la competitividad que se generaría en las diferentes empresas, bajen y así sean más asequibles al público.

No obstante, la Federación Nacional de Comerciantes (Fenalco), entidad que representa, entre otros, a las grandes superficies en el país, advirtió el pasado lunes que esta iniciativa, lejos de beneficiar a los usuarios terminaría perjudicándolos al abrir las puertas de las ‘ventas atadas’ y una eventual resurrección de las cláusulas de permanencia.

“Aparte del hecho que las ventas atadas están prohibidas, el más afectado sería el usuario, porque si decide hacer uso de su derecho de cambiar de operador en cualquier momento, se arriesga a que le apliquen una cláusula que lo obligue a pagar en forma acelerada el celular o a que por mora en los pagos del servicio de comunicación móvil el operador le inactive el dispositivo”, manifestó la federación.

Fenalco además aprovechó para hacer memoria y recordar en el año 2014 la Resolución 4444 fue la que le puso fin a este tipo de ventas.

Le puede interesar: Regulan cláusulas de permanencia en servicios fijos

Otro preocupado por la iniciativa de la CRC es el actual representante a la cámara y autor del proyecto que logró eliminar las cláusulas de permanencia, David Barguil, quien asegura que este proyecto le daría vía libre a los operadores para condicionar la compra de los celulares.

“Estaríamos nuevamente frente a una venta atada, un plan de datos obligatorio ligado al pago de un celular”, manifestó el político al agregar que esta movida no es más que “un ‘regalo’ que nos quiere dejar el gobierno antes de irse”.

Para el representante a la cámara, el bajo acceso a internet en Colombia no radica en la escasa posibilidad de compra de los colombianos, no, para Barguil la problemática radica en la insuficiente infraestructuraque tiene el país para prestar dicho servicio.

“Diagnóstico – refiriéndose al informe de la CRC – que desconoce el principal problema que es el atraso existente en materia de infraestructura, redes y antenas (…). En las zonas rurales la cobertura de internet sigue siendo muy baja y eso no se soluciona obligando a comprar a todo el mundo 4G”, explicó Barguil.

Le puede interesar: Colombia llegó a 28,7 millones de conexiones a internet

A pesar de los comentarios generados de quienes se oponen a la iniciativa, la CRC enfatizó, por medio de un comunicado, que las afirmaciones de una eventual ‘venta atada’ son erradas. “El Estatuto del Consumidor contenido en la Ley 1480 de 2011, permite ofrecer de manera conjunta bienes o servicios, siempre y cuando se permita al usuario adquirir de forma individual cada uno de ellos, tal y como se propone en el referido proyecto”, explicó la CRC al agregar que, si bien los operadores podrán ofrecer descuentos en la compra de celulares, de ninguna manera podrán condicionarse a una permanencia mínima ni afectar su derecho a la libre elección.

“Por ejemplo, si el usuario adquiere un plan para obtener un descuento en su celular, esto no implica que no pueda cambiar de plan, de operador o terminar el contrato en cualquier momento”, explicó la CRC.

No obstante, y aunque la CRC parece esculpir en piedra el: “no se revivirán las cláusulas de permanencia”, la resolución contenida en el borrador del documento de la iniciativa resulta ser ambigua.

Textualmente dice así: “Artículo 1. Modificar el artículo 2.1.9.4. del Capítulo 1 del Título II de la Resolución CRC 5050 de 201, el cual quedará de la siguiente manera: “VENTA DE EQUIPOS TERMINALES MÓVILES. En caso de que el usuario decida adquirir su equipo con el operador, este podrá financiar o diferir su pago, para lo cual celebrará un contrato independiente al de prestación del servicio”.

Explicado de otra manera, en dado caso de que una persona esté interesada en adquirir un celular con un operador y, además, comprarle al mismo el servicio de telefonía, los contratos del uno y del otro deberán ser separados.

Lea también: Con nuevo regulador para las TIC, desaparecería la ANTV

No obstante, el segundo párrafo del Artículo 1 es el que puede generar diversas interpretaciones: “En ningún caso el operador puede condicionar la celebración del contrato de prestación de servicios a la venta de equipos terminales móviles, salvo que se trate de equipos que cuenten con tecnología 4G o alguna superior; sin embargo, estos condicionamientos no pueden de ninguna manera limitar la libre elección del usuario”.

Aunque la CRC enfatiza en que no existirán los condicionamientos de los que se le señala, la frase: “salvo que se trate de equipos que cuenten con tecnología 4G o alguna superior” podría dar a entender que los celulares que cumplan con dichas características quedan por fuera de lo propuesto. No obstante, el texto finaliza afirmando que de ninguna manera los operadores podrán limitar la libre elección del usuario.

En diversos apartes del borrador, la CRC reitera que actos como unificación de contratos, pactos de cláusulas de permanencia y el condicionamiento de la adquisición de un servicio de telefonía a cambio de la adquisición de un equipo, no será promovidos desde la iniciativa.

Para Asomovil, entidad que reúne a los operadores de telefonía en el país, la propuesta de la CRC, lejos de afectar al usuario terminará en su beneficio ya que, al permitirle a estas empresas generar promociones y descuentos, se provocará una competencia entre las mismas que terminarán en mejores opciones de compra para los usuarios.

“En segundo lugar Asomovil considera que la  CRC está protegiendo al usuario buscando opciones que impulsen la libre competencia y que es absolutamente equilibrado permitirle a los operadores, al igual que los establecimientos de comercio hacer ofertas que garanticen beneficios al usuario”, dijo a El Espectador la presidenta de Asomovil, Nancy Patricia Gutiérrez, quien además apoya la idea de que dispositivos como celulares y computadores sean eximidos del IVA y del impuesto al consumo como una alternativa para democratizar aún más estas tecnologías.

El Espectador.

Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com