Yerry Mina se sincera en una entrevista concedida a la Revista BOCAS. Vuelve a insistir en que decidió bien fichando por el Barcelona, pero que después las cosas no fueron como él esperaba y lo pasó mal. También, para contar su excelente relación con Messi, desvela una anécdota muy graciosa.

Concretamente se refiere al dinero ‘gastado’ en Messi, Suárez e Iniesta. “Ellos son estupendas personas. Y unos magos. Cuando llegué, por mamar gallo, empecé a apostar con ellos quién pateaba mejor los tiros libres en el entrenamiento. Yo era por verlos. Cuando me di cuenta, todos los días me estaban quitando de a 50 euros. Y yo: “¡Cómo, les estoy dando para el mercado a estos ‘manes’!”. Pero la verdad es que esos monstruos la ponen donde quieren”, bromeó el colombiano.

Yerry insiste en que acertó fichando por el conjunto español: “Mi idea siempre es la de jugar, la de disfrutar. Este era mi sueño, ir al Barcelona. Podía ir a otros equipos, el Borussia me quería, otros de Alemania, Italia e Inglaterra se interesaron, pero no me arrepiento. He aprendido mucho y he mejorado como persona y como jugador”.

El jugador, no obstante, reconoce que vivió un calvario por su poca participación en el equipo: “Pensaba muchas cosas. Muchas cosas malas. Pensé que estaba terminado. Tan mal me veía que Paulinho y Coutinho me alentaban todo el tiempo y me decían: ‘Tranquilo que todo va a estar bien’. Y eso, tanto como te motiva, a la vez te desmotiva, porque tú siempre quieres jugar y quieres estar ahí”.

Y añade: “Yo entiendo que hay jugadores espectaculares, pero bueno, yo también por ahí quizás quería tener un minuto. Pero no se dio. Y los pocos minutos que tuve, mal… Sentí por momentos que todo se me venía abajo, sentí que nada me salía, ni dar un pase en el entrenamiento, sentía que nada me salía”. Ahora está pendiente de qué sucede con su futuro.

MARCA.COM

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com