Millonarios pasó de luchar por la punta de la Liga Águila-II a pelear por no quedarse por fuera de los ocho. El equipo capitalino venía demostrando que estaba para ser gran protagonista, pero en los últimos partidos su rendimiento se ha ido en picada y la escuadra que dirige Jorge Luis Pinto está al borde del abismo, pues su clasificación a los ocho y la punta de la reclasifiacación están en riesgo. Esto es claro y el DT no pudo ocultar su preocupación tras la derrota ante el América en la que botó una frase que deja ver la situación en la que están los azules: «Siento vergüenza con todo lo que se llama Millonarios».

Y no es para menos. El equipo bogotano viene de más a menos. Aunque no arrancó bien la Liga – perdió contra Envigado en su estreno en la Liga Águila-II – los ‘Embajadores’ enderezaron el camino y se fueron siete fechas invictos para lograr un rendimiento del 71%, racha que permitió ocultar la decepción de haber quedado eliminados de la Copa Águila ante Independiente Medellín, pero que puso todas las aspiraciones en clasificarse en a un torneo internacional en la reclasificación y en el presente torneo.

Aunque todo indicaba que con el rendimiento que traía el equipo azul, volver a jugar la Copa Libertadores estaba más que asegurado por la tabla de la reclasificación, lo cierto es que ahora es un panorama muy oscuro. Este semestre Millonarios pasó de tener un rendimiento del 71% al perder tan sólo un partido en las primeras ocho fechas, a uno del 37% debido a las cinco derrotas que acumuló en las siguientes nueve. Asimismo, con tres jornadas claves para conocer los ocho clasificados a los cuadrangulares, Millonarios tendría un pie por fuera debido a los duros rivales que tiene que enfrentar: Junior (V), Santa Fe (L) y Rionegro (V), lo cual le permitiría a sus perseguidores darle casa y quitarle la aspiración de jugar un torneo internacional por el acumulado de todo el año.

Ante este mal momento por el que pasa el club embajador, Pinto ha intentado darle respuesta a todo, pero con la mala actuación que el equipo dio en el estadio Nemesio Camacho El Campín ante el América de Cali, dejó claro que esto es un tema que le ronda la cabeza constantemente, pues la clasificación a cuadrangulares y el liderato en la reclasificación peligra: «Estoy preocupado por el rendimiento que se da en algunos momentos y la pérdida de la cabeza en los partidos. No sé en qué nos hemos equivocado».

Las respuestas de Pinto

Ahora bien, mucho se ha especulado respecto a lo que sucede dentro de las toldas azules entre los jugadores y el técnico. A Pinto se le conoce por su carácter autoritario y su alta intensidad durante los entrenamientos, situación que podría estar haciendo mella en la plantilla. No obstante, Pinto ya ha contestado en reiteradas ocasiones que «no hay problemas personales, hay problemas futbolísticos», aseguró en su momento.

La caída en el rendimiento del equipo no es nueva y Pinto lo sabe muy bien. Ya lo veía venir desde la fecha seis, ya que a Millonarios, a pesar de obtener buenos resultados, le costaba defender el marcador y en ocasiones terminaba sufriendo de más: «Nos falta experiencia para manejar el partido. No ha sido fácil conjugar las fichas de este equipo. Nos ha costado reinventarnos en algunos conceptos tácticos. Al equipo le han anotado una serie de goles en contra que me mortifican. Me mortifica el gol en cruce de balón», aseguró en aquel entonces el santandareano.

No obstante, esto se ha agravado en estos últimos partidos. Incluso, después del encuentro contra el Medellín por la fecha 12 que Millonarios terminó ganando sobre la hora, Pinto se mostró ofuscado tras las críticas de la prensa por sus decisiones y hasta arremetió contra ésta: «Ahora no hay periodistas, hay técnicos periodistas y asesores técnicos periodistas, pero periodistas no hay».

A Pinto se le acaban los cartuchos y él mismo lo sabe. Ya lo dijo después del partido ante los ‘Diablos Rojos’ en el que el equipo mostró todas sus falencias técnicas y tácticas, al permitirle a su rival someterlo, incluso cuando iban ganando, y tener que jugar con diez hombres durante la mayor parte del partido, lo cual les costó no tener opción alguna para sostener el marcador: «Es un tema de madurez, personalidad, experiencia, saber manejar los momentos. Ya los jugadores tienen que aprender a regularse. Me duele, porque este grupo no tiene mala fe. Hay cosas que yo, de mi mano, no puedo hacer más», aseguró Pinto.

Millonarios no tiene un panorama sencillo. Tiene la clasificación a los cuadrangulares comprometida, teniendo en cuenta sus rivales (Junior, Santa Fe y Rionegro), así como el mal rendimiento que trae. Esto lo dejaría con mínimas opciones para mantenerse como líder de la reclasificación y sin la posibilidad de aspirar al título de Liga, otra vía para jugar la Copa Libertadores. El equipo de Pinto deberá replantear muchas cosas en lo que queda si no quiere terminar cayéndose al abismoy acabar fracasando en un año en el que los hinchas tenían grandes expectativas.

MARCA

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com